reloj

relojes web gratis

lunes, 6 de mayo de 2013

Dictado

Por fin habíamos llegado , el monitor estaba explicando una vez mas las normas mientras iba distribuyendo   los chalecos salvavidas y los cascos. Un cartel prohibía subir a las balsas sin las medidas de seguridad adecuadas, en las balsas solo cabían cuatro personas y además de un monitor , me senté y comenzé a remar, a medida que nos acercábamos al borde de la cascada el pánico me invadió, sabía que no pasaría nada y que íbamos a pasar un rato muy divertido, pero eso no contribuía a que me tranquilizara. Mi valentía debía de estar de vacaciones, de repente, cuando estábamos a punto de comenzar el descenso noté como todos mis miedos se iban desvaneciendo, la balsa se precipitó por la cascada y ¡Zas! Al llegar al suelo recibimos un buen baño de espuma.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada